Saltar al contenido

Vuelos baratos y hoteles económicos: en busca de la mejor oferta de viaje


Viajes baratos, vuelos de última hora, hoteles baratos, ofertas de viaje… A pesar de la crisis todo el mundo quiere viajar, a ser posible a buen precio, ya que por desgracia gratis resulta imposible. Si es tu caso, tenemos buenas noticias: es posible encontrar chollos de última hora que nos permiten disfrutar de unas buenas vacaciones. Se trata de buscar bien y tener cierta flexibilidad en cuanto a fechas y destinos.
¿Cómo conseguir vuelos baratos? Hay quien dice que comprando los billetes con antelación nos aseguramos siempre el mejor precio, aunque esto no es una regla inamovible. Algunas compañías bajan los precios días antes del vuelo para llenar el avión, es algo que sucede a menudo con las aerolíneas de vuelos low cost. Es lo que llamamos vuelos last minute u ofertas de último minuto. En todo caso, lo mejor es recurrir a los servicios de un buen buscador de vuelos que nos ahorre tiempo.
¿Como conseguir hoteles baratos? Sucede un poco lo mismo que con los vuelos baratos, si bien también es cierto que en temporada alta las últimas habitaciones libres de un hotel se cotizan a precio de oro. De nuevo se trata de buscar mucho hasta dar con un hotel económico o una oferta especial para determinadas fechas. Se trata de una cuestión complicada que varía según el destino y la época del año.
Tal vez la mejor opción para los viajeros de último minuto sean las ofertas que combinan vuelo, hotel y traslados, que incluso a veces ofrecen también un coche de alquiler. En estas ofertas de última hora el precio total se comprime de manera que podemos ahorrarnos una importante cantidad de dinero en nuestras vacaciones. Siempre es bueno confiar en los profesionales.
En resumen, podemos decir que no hay fórmulas mágicas para conseguir viajes baratos, aunque la estrategia de esperar al último momento para cazar algún chollo, un billete de vuelo barato o una oferta interesante en algún hotel, funciona de maravilla muchas veces. El  principal riesgo que no aparezca tu oferta soñada, aunque un buen viajero low cost sabrá adaptarse a lo que venga.